Cítricos, un sector en auge

sector citricos naranjas

El sector de los cítricos está de enhorabuena tras sufrir en las campañas de 2017 y 2018 una bajada en la producción y en los precios.

Con la campaña de 2019 el sector experimentó un repunte significativo de la demanda, y tras la crisis de la COVID-19, los consumidores constataron la importancia de una alimentación sana y natural para fortalecer las defensas del organismo y mantener una buena salud.

Para que una alimentación sea completa y equilibrada, es imprescindible que incluya la cantidad diaria de Vitamina C que nuestro cuerpo necesita. Lo que convierte a los cítricos, uno de los alimentos con mayor cantidad de Vitamina C, en una parte esencial de la dieta.

Como consecuencia de esto, se produjo un aumento de la demanda que convirtió al pasado mes de marzo en el segundo mejor mes de marzo de la historia de los cítricos en España.

Así pues, el sector del cítrico probó ser un sector esencial durante la crisis del Covid-19:

Fue sometido a una prueba de esfuerzo de la que salió ganador, no sólo respecto a los intereses económicos y comerciales, sino también en la valoración del consumidor final.

Con un 22% de la producción destinada al consumo doméstico, un 21% a la industria y el 56% restante a la exportación, de los cuales un 90% encuentra su destino en la UE, el sector del cítrico ha demostrado ser estratégico en momentos de incertidumbre e inestabilidad.

Frente a importaciones de terceros países, los cítricos españoles han probado ser el proveedor europeo más seguro, más fiable y con los estándares de calidad más estables y altos.

Y es que el sector del cítrico es, en buena parte, el responsable de la modernización de la agricultura española. Apostando por la innovación, ha introducido la mecanización en sus procesos de producción y nuevas técnicas de cultivo integrado y ecológico. Además, es pionero en la adaptación de las nuevas tecnologías a la gestión del campo.

A día de hoy, los cítricos españoles mantienen su hegemonía en el mercado. Su prestigio, garantía de calidad y el hecho de ser un productor intracomunitario, le confieren la confianza del consumidor.

No obstante, para mantener dicha hegemonía el sector deberá abordar desafíos tales como mejorar la competitividad de sus procesos productivos, afrontar la transición ecológica para conseguir cultivos más sostenibles especialmente frente al cambio climático, adaptarse a un escenario global y ajustarse a las medidas de la política agraria europea.

Teniendo este escenario como telón de fondo, es incuestionable que la demanda que empezó despuntar en el segundo trimestre del 2019, tanto a nivel nacional como internacional, sigue al alza y todo apunta que se mantendrá durante el resto de la temporada 2020.

Así pues, el sector de cítrico español está viviendo un momento de expansión importante con renovada vitalidad en los mercados.

Como empresa dedicada a la fabricación de máquinas exprimidoras de frutas, en Zummo sentimos como propio el sector del cítrico y estamos seguros de su solidez y fortaleza para enfrentar un futuro que todo indica, puede ser prometedor.